New Muslims APP

Cómo volvernos en arrepentimiento a Dios, y mantenernos en él

Cómo volvernos en arrepentimiento a Dios, y mantenernos en él

Da igual las faltas que hayas cometido, si te vuelves sinceramente, la puerta del arrepentimiento está siempre abierta
Da igual las faltas que hayas cometido, si te vuelves sinceramente, la puerta del arrepentimiento está siempre abierta
Da igual las faltas que hayas cometido, si te vuelves sinceramente, la puerta del arrepentimiento está siempre abierta

Da igual las faltas que hayas cometido, si te vuelves sinceramente, la puerta del arrepentimiento está siempre abierta

Por: Aseel Sammak

Todos cometemos errores y faltas en nuestras vidas.

Todos somos humanos y a veces no podemos extraviar del camino. ¿Qué hacemos cuando nos damos cuenta de que estábamos haciendo algo incorrecto? ¿Cómo nos aseguramos de que nuestro arrepentimiento es sincero, consistente y exitoso?

Hay cuatro pasos que uno debe de tomar para arrepentirse de la mala acción:

  1. Dejar de hacer la mala acción
  2. Arrepentirse de ella
  3. Volverse a Allah para pedir perdón
  4. Poner la firme intención de no volver a hacerla

Hay un quinto paso:

Si al cometer la mala acción estábamos infringiendo los derechos de otras personas, entonces hemos de procurar reponer esto derechos a estas personas.

A pesar de esto, muchos se arrepienten de una mala acción con una intención firme, pero luego, poco a poco, esta se vuelve débil y vuelven a cometer la misma mala acción poco tiempo después. Por lo que para asegurarnos de que nos mantenemos firmes en nuestro arrepentimiento y que mantenemos nuestra promesa con Allah, aquí exponemos algunas formas que nos pueden ayudar.

Creer que Allah es el más Perdonador, el más Compasivo

Puede que haya escuchado a alguien decir que “no hay razón para que deje la mala acción dado que he cometido tantas malas acciones que no me merezco el perdón de Dios, ¡nunca me perdonará!”. Si eres una de esta persona, para un momento y piensa…

¿Como puedes pensar eso cuando Allah dice constantemente en el Corán que Él es el más Perdonador, el más Compasivo? ¿Cómo puedes perder confianza en la misericordia de Allah? Él te creó y el conoce tus faltas. Todo el mundo comete errores, lo que te hace mejor es volverte a Allah y pedirle perdón.

Estos son algunos ejemplo de las muchas veces que Allah menciona en el Corán su amor por aquellos que se vuelve a Él y promete perdonarles:

¡Y pedid el perdón de Allah! Allah es indulgente, misericordioso. (Corán, 73:20)

Quien obra mal o es injusto consigo mismo, si luego pide perdón a Allah, encontrará a Allah indulgente, misericordioso. (Corán, 4:110)

Nunca podemos pensar que Allah no nos va a perdonar. Si te vuelves a Él con sinceridad y recuerdas que Allah ama a los siervos que se vuelve a Él, Él aceptará tu arrepentimiento.

Encuentra la fuente de donde emerge tu mala acción

Hay muchos tipos de malas acciones. No importa si estas son grandes o pequeñas, cuando decidimos abandonarlas, es muy importante que busquemos la fuente de donde emergen estas malas acciones y que nos mantengamos alejados de esta. La fuente puede ser un amigo, un lugar que solemos frecuentar, o que pasamos demasiado tiempo solos en el ordenador. Si la falta surge de esto último, no hemos por este de dejar esto instrumentos completamente, sino que hemos de encontrar al forma de utilizar estas herramientas para algo que se beneficioso y no lo contrario. Podría ser una buena idea que cuando los usemos estemos en lugares donde tengamos compañía y así no nos expongamos, especialmente si son gente que nos recuerdan al camino recto.

Si te das cuenta de que al fuente de una mala acción es una amigo, entonces deberías de hablar con él para poder corregirlo ambos, pero si este no lo reconoce o no quiere cambiar entonces debes de abandonar su compañía. Nunca es fácil dejar a un amigo, pero si llegas a este punto, entonces hazlo con la mejor intención de obtener el favor de Allah.

Si las mala acción es de otro tipo, como perder oraciones y no ayunar en Ramadán, entonces también tendremos que buscar el origen de porqué no lo hacemos. Puede que sea por que tu mente está ocupada con otras cosas que te apartan de la adoración de Allah. En este caso, tendremos que tratar de eliminar estas distracciones de nuestras vidas o tratar de organizar nuestro tiempo y actividades de tal manera que dejemos suficiente tiempo para la adoración en nuestro día.

Escoge tu equipo de apoyo

La gente que re rodea tiene un impacto inmenso en la forma en la que te comportas. En el momento en el que te arrepientes de tu faltas y te vuelve a Allah sinceramente, no quieres estar solo. Puede que tu familia sea un gran apoyo en momento como este; ellos pueden recordarte lo que estas intentando hacer. Te escucharan y te apoyarán en tu esfuerzo por dejar la malas acciones.

Los amigos tan bien son muy importantes, no podemos hacer suficiente hincapié en elegir a los amigos de forma sabia. La presión social es real. Incluso aunque creas que eres fuerte y que podrás aguantar, es posible que la compañía de los amigos inadecuados te haga volver a esa acción.

Tus amigos deben de ser aquellos que te apoyan en lo que sea que hagas y que se unen a ti en la tarea de mejorar a sí mismos.

Pero los creyentes y las creyentes son amigos unos de otros. Ordenan lo que está bien y prohíben lo que está mal. Hacen la azalá, dan el azaque y obedecen a Allah y a Su Enviado. De ésos se apiadará Allah. Allah es poderoso, sabio. (Corán, 9:7)

Es importante que, en los momentos en los que creas que puedes caer en cometer una mala acción otra vez, tu amigos estén ahí para ayudarte a prevenirlo. Esto solo sucede si has elegido la compañía con cuidado. En un Hadiz el Profeta, que la paz sea con él, dijo:

El ejemplo de un buen compañero comparado con uno malo, es como el de un vendedor de almizcle y el fuelle de un herrero; del primero comprarás almizcle o disfrutarás su aroma, mientras que del fuelle del herrero o se te quemará la ropa, o tu casa o acabarás con mal olor. (Bujari)

Puede que encuentras buena compañía si vas regularmente a tu mezquita local y socializas con la gente que encuentres allí, también puedes ir a clases públicas para encontrar gente similar. Seguro que encuentras musulmanes que estén dispuestos a ayudarte cuando lo necesites.

Mantente conectado

El último punto que hemos de estudiar es cómo de importante es que nos mantengamos conectados con el Islam y con la Ummah. Es muy edificante para el alma cuando estás rodeado de gente que busca el conocimiento y que adoran juntos. Haz un esfuerzo para ir a la mezquita de forma regular y para asistir a clases y talleres. Mantenerte ocupado con asuntos y eventos relacionados con el Islam y rodeado de musulmanes puede ayudarte a alejar tu mente de las cosas mundanas, aquellas que pueden hacerte volver a cometer una mala acción.

Leer y recitar el Corán regularmente y hacer las oraciones a su hora, incluyendo las sunnas, mantiene abierta tu conexión con Allah.

Una vez que sientes que el Islam engloba todas las partes de tu vida y que estás cercano a lo que Allah nos ha ordenado, será difícil para el shaytan arrastrarte de vuelta a tu faltas pasadas. Aun así, nunca dejes de pedir a Allah la guía y la protección y continuar pidiendo su perdón, dado que el es el Perdonador, el Compasivo.

Independientemente de qué faltas hayas cometido, siempre hay una forma de volverte a Allah y empezar otra vez. Mantén siempre tu creencia en Allah, teme Su ira y ama Su misericordia. Rodéate de tanta compañía beneficiosa y actividades como puedas y siempre mantén tu intención clara.


Fuente: www.productivemuslim.com Traducido con ligeras modificaciones editoriales por New Muslims

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Deja una respuesta


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.