New Muslims APP

Cómo celebrar el Eid de acuerdo al Corán y la Sunnah

Cómo celebrar el Eid de acuerdo al Corán y la Sunnah

La celebración del Eid es bueno que se haga en un musal-la en el exterior
La celebración del Eid es bueno que se haga en un musal-la en el exterior

Por: Abu Amina Elias

Los dos Eid son las celebraciones que se llevan a cabo al completar el ayuno del Ramadán (eīd al-fiṭr) y completar la peregrinación del Ḥajj (eīd al-aḍḥā). Estos

dos días tienen una cierta etiqueta y tradiciones que debemos seguir para sacar el máximo provecho de ellos.

Usar la mejor Ropa para las oraciones del Eid

Tanto el Profeta como los Sahaba y solían vestir su mejor ropa la oración del Eid. Por lo tanto se recomienda que usemos nuestra mejor ropa para asistir a la oración del Eid.

Ibn Abbas transmitió que el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, usaba una capa de rayas rojas en el día de Eid. (al-Mu’jam al-Awsaṭ 7808)

Nafi transmitió que Abdullah ibn Umar usaba su mejor ropa en los días de los dos Eids. (Sunan al-Kubrā 5667)

An-Nawawi dijo que los eruditos estuvieron de acuerdo con Ash-Shafi’i en que se recomienda llevar la mejor ropa el día de Eid. (Al-Majmū ‘Sharḥ al-Muhadhdhab 5/12)

Darse un Ghusl ante de acudir a la oración del Eid

También es parte de la Sunna realizar un baño ritual (ghusl) antes de dirigirse a la oración del Eid.

Nafi’ informó transmitió que Abdullah ibn Umar solía realizar un baño ritual (ghusl) el día del Edi antes de partir para la oración. (al-Muwaṭṭa 428)

An-Nawawi dijo que las narraciones de Ash-Shafi’ee y sus compañeros coinciden en la recomendación de realizar un baño ritual en el día de Eid para quienes van a la oración, así como para los que no asisten. (al-Majmū ‘Sharḥ al-Muhadhdhab 5/11)

Se recomienda comer algo antes de salir para la oración del Eid

Es recomendable comer algo, específicamente un número impar de dátiles, antes de salir hacia a la oración e Eid Al-Fitr y está prohibido ayunar en Eid Al-Fitr, y comer algunas dátiles confirma esto.

Anas ibn Malik transamitió que el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, no salía el día del Eid hasta que había comido algunos dátile. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 910)

Sin embargo, en Eid Al-Adha se recomienda esperar hasta después de la oración para comer del animal que se sacrifica. Es decir, ayunar hasta después de la oración del Eid.

Ibn Al-Qayyim escribe: En cuanto al día de Eid Al-Adha, el Profeta no comía hasta que regresaba del lugar de oración. Luego comía del animal que sacrificaba. (Zād al-Ma’ād 1/426)

Se recomienda ir haciendo Takbir al lugar de oración

Se recomienda declarar la grandeza de Allah (takbīr) cuando uno sale de su casa para ir al lugar de realizar la oración hasta que llegue el Imam.

Allah dice en el Corán:

Allah quiere para vosotros lo fácil y no lo difícil, pero quiere que completéis el número (de días) y que proclaméis la grandeza de Allah por haberos guiado. ¡Ojalá seáis agradecidos! (Surat al-Baqarah, 2:185)

Nafi’ transmitió: Abdullah ibn Umar partía al lugar de oración del Eid desde la mezquita y él elevaba su voz declarando la grandeza de Allah hasta que llegaba al lugar de la oración. Y continuaba exaltando a Allah hasta que llegaba el Imam. (Sunan al-Kubrā 5652)

La fórmula tradicional por la cual Allah es exaltado es la siguiente:

Allahu Akbar, Allahu Akbar, La Ilaha Illa Allah, wa Allahu Akbar, wa Lillahi Hamd.

Allah es el más grande, Allah es el más grande, no hay más Dios que Allah, Allah es el más grande, y la alabanza pertenece a Allah.

La oración del Eid

La oración del Eid es una oración voluntaria, aunque es muy recomendable, así que no se debe hacer un anuncio (dar el adhān) para la oración.

Jabir ibn Samura transmitio: Realizé las oraciones del Eid con el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, varias veces sin que se anunciaran las dos llamados a la oración. (Ṣaḥīḥ Muslim 887)

At-Tirmidhi dijo que esta tradición es puesta en práctica por los eruditos entre los compañeros del Profeta y otros, que no hay ningún anuncio para las oraciones del Eid ni para ninguna otra oración voluntaria. (Sunan al-Tirmidhī)

Es recomendado que todo el mundo acuda a la oración del Eid

Se recomienda que hombres, mujeres y niños asistan a la oración del Eid, incluso a las mujeres que están menstruando. Todos los musulmanes deben asistir a la oración a menos que tengan una buena excusa.

Umm Atiyya transmitió: Se nos dijo que saliéramos el día de Eid, incluso a las muchachas jóvenes y mujeres menstruando, de nuestras casas, de modo que nos pusiéramos detrás de los hombres y declaráramos la grandeza de Allah junto a ellos y suplicar a Allah junto a ellos, con la esperanza de obtener las bendiciones de ese día y su purificación de las faltas. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 928)

Cómo se hace la oración del Eid

La oración del Eid se realiza ligeramente diferente de las oraciones regulares, con siete takbīr en el primer Rakat y cinco takbīr en el segundo.

Amir ibn Awf transmitió que el Profeta, la paz y las bendiciones sean con él, declaraba la grandeza de Allah (takbīr) durante la oración del Eid siete veces antes de la recitación en el primer Rakat y cinco veces antes de la recitación en el segundo. (Sunan al-Tirmidhī 536)

Se recomienda que el Imam recita en la oración Surat Qaf y al-Qamar, o Surat al-‘Alā y al-Ghāshiya.

Ubaidullah ibn Abdullah transmitió que Umar ibn Al-Jattab preguntó a Abu Waqid Al-Laithi lo que el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean sobre él, recitaba en la oración de los dos Eids. Abu Waqid dijo:

El Profeta recitaba en ellos, “Qaf. Por el Glorioso Corán” (50:1) y “La Hora se acerca y la luna se ha partido en dos”. (54: 1) (Ṣaḥīḥ Muslim 891)

Num’an Ibn Basheer transmitió que el Profeta, la paz y las bendiciones sean con él, recitaba en las dos oraciones del Eid y en la oración del viernes los capítulos: “Glorifica el nombre de tu Señor, el Altísimo” (87: 1) y “¿No te ha llegado el relato del Envolvente*?” (88: 1). Si el Eid y la oración del Viernes ocurrieran el mismo día, los recitaba en ambas oraciones. (Ṣaḥīḥ Muslim 878)

Después de la oración, el Imam dará un Jutba en el que aconsejará a la gente, los alentará a dar en la caridad, y le recordará a Allah.

Ibn Abbas transmitió: fui testigo de la oración en el día que se rompe el ayuno con el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, y Abu Bakr, Umar y Uthman. Todos ellos hicieron la oración antes del Jubta y luego él pronunció el Jutba. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 936)

Abu Sa’eed Al-Khudri transmitió que el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, salía en los días de Eid y dirigiría la oración. Cuando terminaba la oración y pedía paz, se ponía de pie y se volvía hacia la gente mientras estaban sentados en sus lugares de oración. El Profeta les decía:

Dar en caridad. Dar en caridad. Dar en caridad. (Ṣaḥīḥ Muslim, 889)

Después de la oración del Eid

Se recomienda felicitarse unos a otros en los días de Eid y suplicar a Allah que acepte nuestras buenas acciones durante el Ramadán y la temporada del Ḥajj.

Muhammad ibn Ziyad transmitió: Estaba con Abu Umamah Al-Bahili y otros entre los compañeros del Profeta, la paz y las bendiciones sean con él, y cuando volvían de la oración del Eid, se dirían unos a otros: “Que Allah acepte nuestras buenas acciones y las vuestras. (Al-Mughni, 2/129)

Se recomienda regresar a casa de la oración del Eid siguiendo por un camino diferente por el que fuimos. Una de la razones de esto es para tener una mayor oportunidad de felicitar a más gente. 

Jabir ibn Abdullah transmitió que el Profeta, que la paz y las bendiciones sean con él, volvía el día de Eid usando una ruta diferente a la que había usado para ir. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 943)

Ibn Al-Qayyim dijo:

Se dice que la razón por la que hacía esto era para saludar con un saludo de paz a las personas que vivían en ambos caminos, o para que las bendiciones de su paso alcanzaran ambas áreas, o para satisfacer las necesidades de aquellos entre ellos. Se dice que lo hizo para establecer los símbolos del Islam en los diversos caminos y carreteras. Otra razón dada es que lo hizo para frustrar a los hipócritas cuando veían el poder del Islam y su gente. Se dice que lo hizo para que las diversas áreas testificaran de su obediencia a Allah. Ciertamente, el que camine hacia la mezquita y el lugar de oración ganará esta virtud: un paso le eleva un grado y otro borra una falta hasta que regresa a casa. También se dice, y esta es la opinión correcta, que todas las razones mencionadas aquí son posibles, así como otra sabiduría desconocida que siempre acompañó a sus acciones. (Zād al-Ma’ād 1/432)

Por último, es totalmente lícito jugar, cantar y divertirse en los días de Eid con moderación y dentro de los límites del Islam.

Aisha transmitió que el Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, vino a mi casa cuando dos chicas estaban co migo cantando canciones de Bu’ath. El Profeta se recostó y volvió la cara hacia el otro lado. Entonces, Abu Bakr vino y me habló con dureza, diciendo: “¿Instrumentos musicales de Shaytan cerca del Profeta?”. El Profeta volvió su rostro hacia él y dijo:

Déjalas.

Cuando Abu Bakr se distrajo le señalé a las chicas y se fueron. Era el día de Eid y los abisinios jugaban con escudos y lanzas. Le pregunté yo al Profeta o él me preguntó si me gustaría ir a ver. Dije que si. Entonces el Profeta me hizo estar detrás de él mientras mi mejilla tocaba su mejilla y el Profeta dijo:

Continuad, oh tribu de Arfida. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 907)

En otra narración, el Profeta dijo:

Déjelos Abu Bakr. En verdad, cada pueblo tiene una celebración y este día es nuestra celebración. (Ṣaḥīḥ al-Bukhārī 3716)

Al-Ghazali deduce de estas narraciones los siguientes puntos, diciendo:

Todas estas tradiciones se transmiten en los dos libros auténticos, Al-Bukhari y Muslim, y demuestran que cantar y jugar no es ilegal. De ellos podemos deducir las siguientes lecciones. En primer lugar, está permitido jugar como los abisinios tenían la costumbre de bailar y jugar. En segundo lugar, es permisible hacer esto en la mezquita. Tercero, cuando el Profeta se dirigió a Arfidah era una orden y una petición que debían jugar, así que ¿cómo entonces se puede jugar considerar ilegal? Cuarto, el Profeta impidió a Abu Bakr y Umar interrumpir y reprender a los jugadores y cantantes, y le dijo a Abu Bakr que este festival era una ocasión alegre y que el canto era un medio de disfrute. En quinto lugar, en ambas ocasiones permaneció durante largo tiempo con Aisha, dejándola ver el espectáculo de los abisinios y escuchar con ella a las chicas cantando. Esto demuestra que es mejor tener buen humor y agradar a las mujeres y los niños con juegos que desaprobar tales diversiones por un sentido de dura piedad y ascetismo. En sexto lugar, el Profeta alentó a Aisha preguntándole si le gustaría verla. Séptimo, el canto y el juego con el tambor es permisible. (Iḥyā ‘Ulūm al-Dīn 2/278)

El permiso para jugar, cantar y divertirse en los días de Eid se debe a la naturaleza flexible, indulgente y moderada del Islam. De hecho, el Profeta específicamente quería que los judíos presenciaran a los musulmanes disfrutando de los días del Eid para que pudieran ver las virtudes de la legislación islámica, ya que muchos de ellos soportaban prohibiciones más duras en su propia religión.

Aisha transmitió: El Mensajero de Allah, la paz y las bendiciones sean con él, colocó mi barbilla en su hombro para que pudiese ver a los abisinios hasta que me sentí cansada y se alejó de ellos. El Profeta dijo:

Esto es para los judíos sepan que hay flexibilidad en nuestra religión. En verdad, he sido enviado con una religión indulgente y recta. (Musnad Aḥmad 24333)

Por lo tanto, debemos hacer un esfuerzo para seguir las tradiciones de los días de Eid. Debemos vestir nuestra mejor ropa, realizar el baño ritual, exaltar a Allah en el camino a la oración, asistir al Jutba de Eid, dar en la caridad, felicitar y suplicar unos por otros, y disfrutar de nuestra celebración dentro de los límites del Islam.


Fuente: http://abuaminaelias.com/ Traducido y editado por Nuevos Musulmanes

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Deja una respuesta


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.